Consejos

Qué energía es mejor: eléctrica, solar, eólica o nuclear

El mundo está cambiando y poco las energías contaminantes se están quedando atrás respecto a las nuevas fuentes de energía. En este artículo vamos a intentar ver cuál es la mejor fuente de energía, recordando que todas las energías tienen sus puntos fuertes y débiles.

Energía solar

Es el tipo de energía que se está haciendo más popular, gracias a que es un tipo de energía limpia que nos puede proporcionar mucha energía si se explota adecuadamente.

La energía solar se puede obtener fácilmente a través de placas solares de calidad. La ventaja es que los paneles han evolucionado mucho en los últimos años, esto quiere decir que son más económicos y que son capaces de producir más energía. Todo esto se traduce en que es una fuente de energía más popular y eficiente que hace unos años.

Pros:

Energía limpia.

Es un tipo de energía muy fácil de mantener.

Permite obtener grandes cantidades de energía si se apuestan por los paneles de última generación.

Puede ser energía solar térmica o fotovoltaica según el uso que se haga de la energía.

Contras:

El principal tipo de inconveniente de este tipo de energía sigue siendo algo cara a pesar de la bajada de precio.

Se necesitan baterías externas para guardar la energía para cuando no hay sol.

La energía obtenido no es igual en un día soleado que nublado.

Energía hidroeléctrica

Es un tipo de energía que se lleva obteniendo durante mucho tiempo y que la verdad está dando buenos resultados a la hora de obtener energía limpia.

La energía hidroeléctrica se obtiene a través de la cinética del agua cuando pasa por las turbinas hidroeléctricas. Gracias a la presión que ejercen en las turbinas, las mismas giran y son capaces de generar la energía. Para obtener mejores resultados, normalmente se hacen embalses altos para que el agua tenga más energía al caer y en consecuencia se pueda obtener más energía.

Pros:

Es una energía barata y limpia de obtener.

En nuestro país hay muchos pantanos y centrales hidroeléctricas.

Son bastante fáciles de mantener.

Contras:

En muchas ocasiones rompe el desarrollo natural de los ríos.

Hacer los pantanos no es barato.

Se necesita de grandes cantidades de agua para producir energía.

Energía eólica

Otra opción que se está poniendo muy de moda a la hora de obtener energía limpia es la energía eólica. En este caso se aprovecha la energía del viento para obtener electricidad a través de los molinos de viento, los cuales se están volviendo populares cuando viajamos por diferentes zonas altas del país.

Para obtener este tipo de energía se usan aerogeneradores o turbinas eólicas. Normalmente se instalan en parque eólico, los cuales se suelen situar en zonas donde suele hacer bastante aire, es decir, suelen estar en zonas elevadas donde es más fácil que sople el viento con más fuerza.

En la actualidad podemos encontrar una amplia variedad de turbinas eólicas. Dependiendo de la opción elegida, los beneficios serán unos u otros. Para hacernos a la idea, las turbinas eólicas pendulares suelen tener una gran demanda, pero todo dependerá de las necesidades.

Pros:

Se puede obtener grandes cantidades de energía limpia.

Una vez realizada la inversión, los beneficios no tardan en llegar.

Los molinos de viento son bastante fáciles de mantener por los profesionales.

Contras:

Necesitan grandes extensiones de terreno. En muchas ocasiones se suelen alquilar.

Rompen la estética del paisaje y pueden dañar a la fauna de la zona.

Energía nuclear

Es otro tipo de energía que lleva mucho tiempo entre nosotros y que puede ofrecernos una gran producción. Para poder obtener esa energía hace falta construir amplias centrales nucleares que necesitan de mucho espacio.

El problema de las centrales nucleares es que presentan un gran riesgo, lo que quiere decir que la opinión pública no suele ser muy favorable a esta fuente de energía. Por ejemplo, en nuestro país poco a poco se están cerrando las que estaban funcionando con el objetivo de evitar los riesgos que presentan.

Pros:

Producción de energía barata una vez construida la central.

Grandes cantidades de energía.

Contras:

Riesgo importante por culpa de la radiación.

La opinión pública no suele estar a favor de este tipo de energía.

Energía de la biomasa

Es otro tipo de energía que cada vez está más presente en nuestras vidas, debido a que la humanidad sigue buscando fuentes de energía renovables y que contaminen lo mínimo posible. En este caso la energía se obtiene a través de los residuos orgánicos. Es decir, se puede obtener a través de los residuos agrícolas, ganaderos, industriales y sobre todo de los forestales. Incluso cada vez son más los profesionales que se dedican al cultivo de las tierras para obtener este tipo de energía.

La verdad es que la biomasa poco a poco está ganando terreno como fuente de energía, tanto a nivel industrial como a nivel doméstico. Por ejemplo, las estufas de biomasa cada vez son más populares en los hogares, lo que demuestra que la energía se está haciendo popular.

Pros:

Es un tipo de energía renovable y barata.

Es bastante sencilla de obtener.

Contras:

En ocasiones puede que no haya recursos suficientes.

¿Cuál es la mejor fuente de energía renovable?

Como hemos podido ver, hay una amplia variedad de energías entre las que elegir y todas ellas tienen pros y contras. Elegir un tipo de energía determinado no es fácil ya que depende de diferentes variables. Lo importante es que estas energías poco a poco vayan cambiando el mundo y en consecuencia podamos disfrutar de un mundo más limpio y sin tantos contaminantes.

Por otra parte hay que dejar claro que las energías renovables cada vez son más efectivas y más económicas. Esto supone que es más fácil acceder a ellas y poco a poco van ganando terreno a las energías tradicionales.

Personalmente la energía que más me gusta es la energía solar a través de unos buenos paneles solares. Este tipo de energía sabemos que es inagotable, gracias a que todos los días sale el sol. A esto hay que añadir que el precio de producción cada vez es más bajo y no hay emisión de CO2, de aquí que sea una de mis energías favoritas. También me llama mucho la atención la energía eólica, ya que el viento es inagotable, de aquí que esté a favor de los parque eólicos siempre y cuando se hagan informes de impacto medioambiental.

La energía hidroeléctrica me parece interesante, sobre todo porque muchos de los pantanos ya están fabricados por lo que es interesante seguirlos aprovechando para obtener la energía que estamos buscando.

Quizás la energía nuclear sea la que menos me gusta, sobre todo por el riesgo de fugas radiactivas. Es verdad que las centrales están muy bien selladas y son muy seguras, pero tienen un riesgo que siempre existe mientras la central siga funcionando.

Una vez que ya conoces los diferentes tipos de energía renovables que existen, te invito a elegir la opción que mejor encaje según tus necesidades. Lo importante es ir sustituyendo las energías que contaminan y están provocando el cambio climático por energía más limpia. Es posible cambiar el mundo y estamos a punto de conseguirlo sin que sea demasiado tarde. Y todos podemos poner nuestro granito de arena cambiando nuestros hábitos.

Votos: 0. Valoración: 0/5
Compartir: Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter